horizontal rule

Terapias Complementarias
"Terapias físicas"
(haciendo click sobre cada uno de los títulos se desplegará el texto, para cerrarlo haga un nuevo click)

horizontal rule

bullet

Masaje Terapéutico

bullet

Hidroterapia

bullet

Geoterapia

bullet

Fitoterapia

bullet

Flores de Bach  

bullet

Cromoterapia    

bullet

Crioterapia

 

  Masaje Terapéutico

 Masaje sintetizando podemos decir. Movimiento, fuerza vital, bioenergía. El acto de friccionarnos una región afectada por el dolor es un masaje. El masaje es un conjunto de manipulaciones aplicada sobre el cuerpo y que tienen la finalidad terapéutica, estética y deportiva, actuando en el tejido superficial o más profundamente, dependiendo del caso, ella equilibra la Bioenergía del paciente, armonizando la parte física, psíquica y emocional. Cuando está bien hecha alivia las tensiones, disuelve los bloqueos de la energía en los músculos, corrige disturbios funcionales de los órganos.

    El masaje restaura la unidad de la personalidad, estableciendo la identificación del ego con el cuerpo y libera al mismo tiempo las tensiones crónicas, que bloquean su movilidad y restringen la respiración. Las dos funciones mas importantes a este respecto son la respiración y los movimientos, son funciones descompasadas en casi todas las personas, ocurridas por conflictos emocionales, tensiones musculares que es el lado físico de los conflictos psicológicos (energéticos). Las contracturas musculares producen dolores y el masaje restablece, conforme a la persistencia del trabajo, la unidad de cuerpo-mente. Esa unidad eleva al ser al punto de rescatarlo dentro del proceso llamado cura, en el ejercicio de su propia voluntad. Lo que se denomina cura espontánea o ¨milagro¨ en el entendimiento de cada uno.

    Los pacientes, enfermos, tienen su autoestima en declive, no permitiéndose el equilibrio perfecto entre mente cuerpo y espíritu, razón por la cual intensificamos el uso del masaje terapéutico a fin de rescatarlos, sus resultados son reconocidamente benéficos. 

    Hidroterapia

Es la técnica del tratamiento de las enfermedades, dolores, traumatismos, estados de desequilibrio emocional o cualquier disturbio general de la salud a través del agua, aplicada de varias formas. La hidroterapia puede dividirse en dos partes fundamentales en cuanto a la forma de uso interno y o externo.

     El tratamiento interno puede ser hecho por la ingestión de aguas simples, de agua mineral o el uso de clisteres, externamente son hechos por aplicaciones en forma de baños, compresas, etc. El uso de la hidroterapia es hecho a través de la ingestión y la aplicación externa de agua mezcla como vehículo de sustancias energéticas extraídas de elixires de piedras preciosas, piedras semipreciosas y cristales. Esas gotas de agua conteniendo partículas energéticas atómicas extraídas de los minerales y piedras preciosas, a través del proceso insolar (exposición al sol) son aplicadas en partes del cuerpo de forma estratégica y también ingeridas en cantidad nunca superior a 8(ocho) gotas con la finalidad de causar la estabilidad en el sistema de defensa natural orgánica, cuando este se presenta de forma muy debilitado viabilizando la aplicación de otras terapias a fines, que puedan ingresar en la corriente sanguínea del paciente, a través de la inducción magnética, sin crear por parte de esta defensa consecuentemente, la expulsión del elemento terapéutico como que fuera un cuerpo extraño al sistema. Lo mismo sin haber perforaciones en la piel cortes, ni fricciones o cualquier tipo de agresión física en el paciente, pues la introducción se da por vía energética, a través de meridianos receptivos existentes en el cuerpo humano sin toque físico, el paciente puede experimentar sensaciones de escalofríos, fiebre pasajera, pequeñas alteraciones de presión, sudor, piel oleosa y rápida sensación de malestar.

     Todos estos síntomas son soportables de acción débil y momentánea pues con la reacción se observa la abertura en el campo de la defensa biológica, para ingreso de las terapias siguientes a nivel sensorial cuyo objetivo es penetrar en los sistemas energéticos sutiles promoviendo el reequilibrio. Los cuerpos sutiles del paciente interpretan como si fuese una invasión cualquiera, ordenando a sus células físicas que están ligadas por meridianos energéticos, responsables de las defensas que reaccionan al ataque. 

    Con esto se explican las pequeñas reacciones biológicas sentidas en un corto espacio de tiempo por el paciente. En este caso el paciente tiene que ser acompañado por médicos enfermeros, terapeutas, psicólogos y familiares para que la pequeña crisis sea inmediatamente controlada y superada a través de ejercicios de respiración y relajamiento acompañado, siendo que las crisis provocadas nunca superan los dos minutos, existiendo casos en que estas crisis no suceden. Normalmente los pacientes con cáncer experimentan situaciones depresivas y difíciles de ser aceptadas y trabajadas en su inicio de terapia, pues el miedo, o estrés, la identificación es la revuelta son síntomas emocionales que influencian directamente las defensas inmunológicas y psíquicas del ser, dificultando la penetración de energías en su campo vibratorio, que podrían transmutar de forma gradual la capacidad de los neurotrasmisores de crear y acumular elementos naturales del propio organismo para aliviar los dolores, la tensión y hasta así mismo impedir la progresión de la enfermedad como factor de distribución celular. En estos casos específicos es que se usa la Hidroterapia Aplicada, cuando se ve el desordenamiento del sistema inmunológico, armado de forma irregular por las emociones del paciente, que normalmente a su sufrimiento y su estrés. Son terapias complementarias la fluidoterapia, geoterapia, crioterapia, oxigenoterapia,  P.N.L.,reflexoterapia, masaje terapéutico etc. y otras terapias que el paciente necesita o mejor se adapta.

     Geoterapia

Una de las más importantes técnicas terapéuticas de la Medicina Natural es sin duda, la ciencia del uso de la tierra-geoterapia. Ella forma parte de los más antiguos y modernos tratados de curas populares y de la técnica de curanderos y médicos famosos. Los antiguos Egipcios utilizaban la arcilla como uno de los componentes en la momificación y para la preservación de los alimentos naturales. Los japoneses utilizaban la arcilla para preservar por varios años diversos productos animales como por ejemplo los huevos. Pueblos antiguos tenían a la arcilla como un importante recurso en el combate de epidemias y enfermedades infecciosas. Los modernos vietnamitas y coreanos emplean el baño de arcilla para tratar quemaduras serias provocadas por el Napalm y para eliminar el dolor durante los combates de las dos guerras contra Estados Unidos, con excelentes resultados y con un mínimo de cicatriz.

    En 1976, los test realizados en dos Universidades del Canadá comprobaron la existencia de sustancias químicas en la tierra, que estarían ligadas directamente a la capacidad de cura y restauración del tejido celular humano, que solamente fue divulgado recientemente en vista de la preocupación de los experimentadores del uso indiscriminado de la terapia, pudiendo causar problemas cuando es usada sin control. Además de la composición química de la tierra, identificaron también componentes geológicos fundamentales como el cuarzo, feldespato, mica, cuyas cantidades pueden variar, dependiendo del tipo de suelo y de la región. Pero lo que oscila mucho en términos de cantidad son los componentes químicos de la tierra, siendo generalmente los más comunes (encontrados en todas las regiones) sílice, aluminio, hierro, calcio sodio, potasio, manganeso, titanio y otros presentes en menores cantidades en las arcillas conocidas.

    Estos explican los efectos del uso de la arcilla como antinflamatoria, cicatrizante y antiséptica. Pero los componentes químicos geológicos de la arcilla no explican todos sus efectos. Existe otro motivo mucho más importante porque la tierra es un gran agente de cura: su energía. En verdad los estudios canadienses comprobarían también la existencia de gran actividad atómica y magnética en la arcilla. La explicación viene de científicos rusos, que también detectaron y estudiaron sus actividades, ligándoles el hecho de que por estar expuesta directamente al sol, la arcilla, se impregna de su energía calorífica y radiante. Son estas energías que activan los cristales y los elementos que componen la arcilla, produciendo un proceso dinámico y vitalizador capaz de impregnar benéficamente al cuerpo humano.

    El otro tipo de energía es la telúrica/magnética, determinada por el propio campo magnético/vibratorio del planeta que deja a la tierra impregnada de una sorprendente fuerza. Así mismo la arcilla seca, sin ninguna unidad contiene esa energía. Por fin, la tierra posee su propia energía, denominada energía intrínseca, determinada por la región, tipo de suelo, formación geológica, edad de las capas, edad del suelo, clima, residuos volcánicos y hoy la inevitable presencia de contaminación. Además de estos componentes, se usan otras mezclas naturales con la arcilla para dinamizar sus efectos energéticos junto a los pacientes que se tratan de enfermedades consideradas degenerativas, que poseen en sus actividades atómicas/celulares, elementos energéticos que destruyen el campo de formación periespiritual del ser. Estas mezclas son a base de carbón mineral, después de la extracción, a través de un supercalentamiento encima de los 1000 grados centígrados, se separan los átomos del carbono en su constitución. De esta forma la mezcla proporciona una intensa actividad en los campos energéticos, pues altera sustancialmente la cantidad de electrones en las capas atómicas del producto final, exigiendo una gran velocidad para la recomposición de sus características, pues que la presencia del carbón mineral, descaracterizado causa profundas alteraciones en el campo vibratorio de la nueva materia emergente, arcilla con carbón.

    Estas aplicaciones son realizadas con el acompañamiento de terapeutas y médicos, así se ofrece el menor riesgo en su actuación junto al paciente. Forma de aplicación: arcilla mezclada con carbón mineral, en proporciones preestipuladas, sobre las áreas energéticas afectadas, evidentes en el cuerpo físico. La mezcla es hecha en fuego suave, con temperatura soportable donde simplemente se mezcla arcilla, agua mineral, carbón mineral descaracterizado, cubriendo el área de aplicación con un paño para su soporte y fijación.

    Fangoterapia: realizada con fango terapéutico traído de la Laguna de Mar Chiquita , provincia de Córdoba. Argentina.

Fitoterapia

En medicina se denomina fitoterapia al uso terapéutico directo de las plantas o partes de las plantas sin el procesamiento químico al que están sometidos los fármacos . Reconocida como rama médica por la Organización Mundial de la Salud en 1978, en Alemania, Francia y Suiza. Históricamente, la fitoterapia jugó un papel fundamental en la ciencia de la salud occidental, aunque el avance de la química -que permitió sintetizar principios activos e inventar nuevos-, le relegó a un segundo plano. De todos modos, el 25% de los fármacos actuales tienen su origen en alguna planta, y es aún mayor el porcentaje de las que tienen un principio activo vegetal: el Taxol, el fármaco antioncológico más vendido del mundo, se extrae de la corteza del tejo del Pacífico; la aspirina viene de la corteza del sauce y la morfina de las amapolas. El retorno de la confianza en el uso de productos de origen natural, por tanto, parece explicarse no sólo por el valor en alza del medio ambiente, de la ecología, la vida sana y lo natural en general, sino también porque los avances químicos, farmacológicos y clínicos han avalado con estudios y aplicaciones remedios que parecían caseros. A esto se suma el mejor control de calidad de las materias primas y una actitud más activa del paciente, que no se limita a seguir las indicaciones de médico, y quiere participar en su cura con un mayor conocimiento de causa. Basándonos en que la utilización de las plantas medicinales por el pueblo forma parte de su cultura, como resultado de las experiencias de generaciones pasadas, que fueron trasmitidas por medio del aprendizaje consciente e inconsciente. El resultado empírico de las virtudes curativas de los vegetales remonta a épocas antiquísimas, cuando el hombre aún primitivo, recorría los prados y selvas, guiado por su instinto y por la sugestión, la hierba para calmar el dolor, el propio mal. Por lo tanto la Fitoterapia acompaña la evolución de la humanidad, desde tiempos milenarios. Aprovechando hoy los adelantos de la ciencia que nos ayudan a comprender  el accionar de los distintos elementos  que contienen los vegetales para mejorar nuestro ser integral.
Nociones básicas de fitoterapia  Terapia cuyo propósito se basa en el aprovechamiento de las plantas aromáticas y medicinales desde tinturas, té, extractos, infusiones, cataplasmas, ungüentos, cremas, dinamizaciones, etc. a través de plantas medicinales secas y frescas, siendo solamente usadas  las plantas reconocidas, estudiadas y catalogadas por la Farmacología. Indicándose como tratamientos complementarios nutricionales para una mejor conservación del estado de salud y prevención de  enfermedades. No se trata de sustituir los medicamentos prescritos por los doctores, sino todo lo contrario. La fitoterapia convive con la medicina facultativa, que suele hacer uso de ella como primera opción para curar y aliviar algunas patologías antes de pasar a otros medicamentos más agresivos y reservados para sintomatologías más graves. Las plantas medicinales, al igual que los medicamentos, no son inocuas. Del mismo modo que mejoran el estado de salud, su uso incorrecto o una combinación inadecuada de las mismas puede hacer daño. Se ha demostrado que muchas plantas poseen principios activos muy potentes. Esto significa que, como ocurre con los medicamentos sintéticos, deben administrarse siguiendo el consejo de un especialista y en dosis recomendadas, ya que tienen interacciones con los nutrientes de los alimentos o con otros medicamentos. Además, también pueden provocar efectos secundarios.

 Preparados con plantas medicinales: 

Infusiones: la forma más sencilla de preparar las hojas y las flores, que no las raíces. Se beben calientes aunque algunas conservan sus propiedades a temperaturas frías.

Cocimiento: para las partes más duras de la planta, como raíces, cortezas, ramas y bayas. Hay que cortarlas en trozos, sumergirlas en agua fría y calentarlas hasta que el preparado comience a hervir. Puede beberse en frío o en caliente, tras filtrar el líquido.

Maceración: a menudo el calor elimina los principios activos; para evitarlo se recurre a la maceración en frío. El procedimiento consiste en echar la planta en un cazo, añadir agua fría y depositarlo toda la noche en un lugar fresco. Al día siguiente se cuela.

Aceites: los ingredientes solubles en grasas se extraen con una infusión en aceite, al que se le añaden las hierbas y se ponen al baño maría. Se cubre y se deja cocer a fuego lento durante 3 horas. Se deja enfriar y se cuela con una bolsa de muselina.

Cápsulas y polvos: también se pueden tomar en polvos espolvoreados sobre alimentos, o mezclados con tinturas para los emplastos.

Jarabes: se preparan combinando infusiones o cocimientos con miel o azúcar, para disimular el mal sabor de algunas plantas. Para aprovechar su mayor potencial, si se va a utilizar esta fórmula conviene elaborar la infusión durante más tiempo.

Lociones: las plantas también permiten un uso tópico.

Tinturas: consiste en dejar la hierba en alcohol de cereal, para disolver los componentes activos. Su acción es más potente que infusiones y cocimientos.

Cremas o pomadas: resulta de la mezcla de agua con aceites al baño María.

Cataplasmas: es una mezcla de hierbas frescas o secas hervidas.

 Hemos de saber que en esto de las plantas medicinales la improvisación y el autoabastecimiento son poco recomendables. Consumámoslas sólo cuando sea preciso y bajo la supervisión de un especialista: algunas pueden causarnos problemas.

    Flores de Bach

 Entre 1930 y 1936 el Dr.Edward Bach, descubrió, perfeccionó y aplicó un sistema de medicina muy simple y al mismo tiempo eficaz. Después de una carrera de éxito en Londres, él abandonó la práctica lucrativa, para investigar y buscar hierbas medicinales que pudiesen curar a las personas enfermas sin causarles efectos perjudiciales.

    El Dr. Bach enseñó que la base de toda enfermedad estaba en la desarmonía entre los aspectos espirituales y mentales del ser humano. Esa desarmonía, encontrada siempre en el estado de ánimo conflictivo, producía infelicidad, tortura mental, miedo, cansancio y sumisión, disminuía la vitalidad del organismo y permitía que aparecieran enfermedades. Por este motivo los remedios que él preparó, se destinaban al tratamiento de los estados de ánimo y del temperamento del paciente y no a su dolencia física. Así a medida que la persona volvía ser quien realmente era, su vitalidad era aumentada y podía entonces extraer de su propia fuerza y paz interior los medios para restaurar su salud.

    El Dr. Bach, un médico inglés, después de actuar como bacteriólogo en un hospital de Londres y de obtener éxito profesional, con sus vacunas orales resolvió vivir en la floresta de Gales, en la Gran Bretaña. Desanimado con la medicina ortodoxa, allá descubrió que tenía una sensibilidad tal que le permitía sentir las energías transmitidas por las flores apenas tocándolas o colocando en la boca las gotas que el rocío dejaba sobre ellas, al mismo tiempo constato que en cuanto algunas flores eran capaces de provocar sentimientos negativos, otras tenían la propiedad de anularlos. Entre 1930 y 1934 el Dr. Bach identificó 38 flores silvestres y entre esas últimas escribió los fundamentos de su nueva medicina. Decía él, que el medicamento debía actuar sobre las causas y no sobre los efectos, corrigiendo el desequilibrio emocional en campo energético. Estos remedios actúan sobre la desarmonía profunda del paciente y si así sucede forman la base para la recuperación de los síntomas físicos.

     La terapia de las flores alcanza hasta los planos más sutiles de la persona, su efecto es reconocido en 1976 por la organización Mundial de la Salud, constituye de gran ayuda a la humanidad en estos momentos de transición, auxiliando la armonización de los cuerpos (etéricos, emocional y mental) facilitando el libro flujo de las energías superiores a través de la personalidad. El remedio del Dr Bach (Flores )es obtenido a partir de flores escogidas, bañadas en sol, en un recipiente con agua potable, después retiradas sin el toque de la mano humana, donde esa agua, con la impregnación energética de las flores es acondicionada con brandy (cognac) como conservante tomado posteriormente en gotas durante el tratamiento. Las flores del Dr Bach son recetadas por terapeutas especializados en el asunto, siendo las esencias adquiridas directamente de Inglaterra en el Instituto de Flores de Bach (the Headquarters , The Doctor Bach Center, Mount Vernon, Sotwel, Oxon, Wallingford, England). 
 

Ver artículo Las Enfermedades Según E. Bach en Historias

Algunas reflexiones sobre Pensamientos del Dr.Bach         por Marga Anzil

     Cuando el Dr. Bach  decía: “para quienes están enfermos, la paz mental y armonía con el alma son la mejor ayuda para recuperarse” estaba haciendo referencia a que la enfermedad es en esencia el resultado de un conflicto entre el Alma y la Mente y también afirmando que una mente saludable es la clave del bienestar físico. Para entender la naturaleza de la enfermedad hay que conocer ciertas verdades fundamentales sostenidas por el Dr. Bach, en primer lugar él hace mención en su bibliografía a que el hombre tiene un Alma que es un ser real, un Ser Divino y que el templo terrenal de esa Alma es nuestro cuerpo. En segundo lugar que estamos aquí para obtener todo el conocimiento y la experiencia, que pueda lograrse  a lo largo de la existencia terrena. En tercer lugar que nuestras almas son inmortales y nuestro cuerpo es temporal. En cuarto lugar que mientras que nuestra Alma y nuestra personalidad estén en buena armonía, todo es paz, alegría, felicidad y salud. Si ello no se logra, se originan conflictos, que son los que nos mantienen en desarmonía, surgiendo la “raíz” causante de enfermedad e infelicidad. Que cuando nuestras personalidades se desvían del camino trazado por el alma, influenciada por deseos mundanos propios o persuadidos por terceros, surge el conflicto o “enfermedad”. Y ésta no se erradicará sino prevalece un esfuerzo espiritual y mental que la curen y eviten, desechando estos conflictos. Siendo necesario entender donde estamos cometiendo el error con auténtica voluntad de corregirlo, que eso nos llevará a una vida de paz y alegría, como así también a obtener o mantener la salud. Buscando los defectos de nuestra constitución y borrándolos, desarrollando la virtud opuesta, suprimiendo así de nuestra naturaleza la causa del conflicto entre el alma y la personalidad, que es la primera causa básica de enfermedad. A todo esto hace referencia el Dr. Bach, cuando habla de la armonía y paz mental que debe predominar en nosotros, para mantener o desarrollar nuestro bienestar físico.    Tenemos que aprender sin engañarnos a desarrollar nuestra individualidad según los dictados de nuestra alma y cumplir con nuestros deseos, que eso generará la armonía y paz mental tan ansiada. Recordemos que cuando se descubre el defecto, el remedio no consiste en luchar denodadamente contra él, con grandes dosis de voluntad y energía para suprimirlo, sino desarrollar firmemente la virtud contraria y así automáticamente desaparecerá de nuestra naturaleza todo rastro de mal. Olvidar el defecto y tratar conscientemente de desarrollar la virtud que aniquile al anterior esa es la verdadera victoria. Armonizar nuestra conducta en esta vida de acuerdo con los deseos de nuestra propia alma y permanecer en un estado de paz tal que las tribulaciones y preocupaciones del mundo nos dejen impasibles es algo muy importante y lograrlo nos da esa paz que trasciende la comprensión y aunque al principio nos parezca ser un sueño fuera de nuestro alcance con paciencia y perseverancia estará al alcance de todos nosotros.    Así, pues, la abolición de la enfermedad dependerá de que la humanidad descubra la verdad de las leyes inalterables de nuestro Universo y de que se adapte con humildad y obediencia a esas leyes, trayendo la paz entre su alma y su ser y recobrando la verdadera alegría y felicidad de la vida. Debemos mantener a nuestra mente y nuestro cuerpo en ese estado de armonía que dificulte o imposibilite el ataque de la enfermedad, pues es seguro que la personalidad sin conflicto es inmune a la enfermedad. Finalmente “para todos los enfermos, la paz de espíritu y la armonía con el alma son las mayores ayudas para la curación”. Serían la cita que cierra con esta breve reseña de los pensamientos del Dr. Bach.

 ”El paciente del mañana tiene que entender que él y solo él puede aliviar su sufrimiento”.

      Si tenemos en cuenta que la curación final y definitiva viene en última instancia de dentro, del Alma en sí, que con Su benevolencia irradia armonía a través de la personalidad en cuanto se le deja hacerlo, podremos entender el significado de esta cita, pero debemos tomar conciencia de que si el consultante tiene fe y fortaleza dará lugar al alivio, proporcionándole salud y alegría, pero en aquellos que no tengan tanta fortaleza, nuestra tarea será aconsejar, asesorar. Dice el Dr. Bach “la conquista de nuestra libertad, de nuestra individualidad e independencia, requerirá en muchos casos de una gran dosis de valor y de fe. Pero en las horas más negras y cuando el éxito parece totalmente inaccesible, recordemos siempre que los hijos de Dios no tienen que tener nunca miedo, que nuestras almas solo nos procuran tareas que somos capaces de llevar a cabo y que con nuestro propio valor y nuestra fe en la Divinidad que hay dentro de nosotros, la victoria llegará para todos aquellos que perseveran en su esfuerzo”. Esto significa que dentro de cada individuo se encuentra la fuerza, la Divinidad para alcanzar la curación de su sufrimiento y nuestra labor es ayudar a encontrar ese camino. Luego dice: “recordemos que la enfermedad es un enemigo común y que cada uno de nosotros que conquiste un fragmento de ella está ayudándose a sí mismo y también a toda la humanidad. Habrá que gastar una considerable pero definitiva cantidad de energía antes que la victoria sea completa, todos y cada uno de nosotros debemos esforzarnos para lograr ese resultado y los más grandes y más fuertes tendrán no solo que cumplir su parte del trabajo, sino ayudar a sus hermanos más débiles” con esto se afianza el concepto de que sí bien es una conquista personal la curación también es parte de nuestra labor compartir el aprendizaje con los demás.

    Y luego para cerrar estos conceptos hago mención de otras palabras del Dr. Bach: “la primera será ayudar al consultante a alcanzar un conocimiento de sí mismo y a destacar en sí los errores fundamentales que este cometiendo, las deficiencias de su carácter que tenga que corregir y los defectos de su naturaleza que tenga que erradicar y sustituir por las virtudes correspondientes…… consistirá en ayudar a los que sufren a conocer esa verdad, en indicarle los medios mediante los que podrá conseguir la armonía, inspirarle con la fe en su divinidad que todo lo vence y ayudar a armonizar su personalidad” de esta forma queda claro que el papel del consejero floral es animar al consultante a que participe en su propia curación, siendo parte de su rol el de guía, así como educar en el uso de las Flores de Bach y alentarlo a seleccionarlas, creando así un mayor compromiso personal para conquistar y mantener una buena salud.

Cromoterapia

Desde tiempos antiguos la tradición y las religiones han atribuido a los colores diversos significados y efectos. Posteriormente, con el desarrollo de la medicina natural, se han hecho miles de experiencias con criterio científico que corroboran su efecto terapéutico. Un paso mas ha sido el desarrollo de la medicina conductual u holística, que considera al ser humano como un todo integral. Por tanto trata el estado de salud- enfermedad desde la mente y espíritu. Esto determina el resto del organismo, el estado mental- emocional es afectado directamente por la coloración que nos rodea.

    La Medicina Vibracional es realmente un complemento de apoyo, de ayuda al avanzadísimo conocimiento, bajo todos los aspectos que impulsa la actual Medicina Convencional, en sus conceptos  establece que la presencia de la acción espiritual y sus procesos pesan, actúan sobremodo sobre el análisis y puntos de observación que ciertamente irán a influir en los aspectos finales de la visión patológica de un mal instalado o por instalarse en un cuerpo orgánico.

    La cromoterapia considera siempre al espíritu como principal factor en el proceso reencarnatorio, utiliza las energías luminosas solares y electromagnéticas, además de las bioenergéticas para el acondicionamiento restauración y revitalización del sistema espiritual/mental/orgánico de la especie humana, englobándolas así dentro de ese círculo como un fundamental tratamiento energético específicamente Holístico buscando recomponer las diferencias orgánicas materiales y espirituales del ser humano.

    La cromoterapia como medicina complementaria es realizada en niveles energéticos donde es utilizan recursos naturales como energía mental, energía espiritual energía solar energía eléctrica energía física orgánica y ambientales energías estas diferenciadas por el temor vibratorio de cada uno que son controladas absorbidas dinamizadas y proyectadas a través de los colores con objetivos específicos para el fortalecimiento y ayuda del ser humano.

    Los campos físico/mental/espiritual son esencialmente sus áreas de actuación para buscar la armonización del ser a través del equilibrio energético en los niveles mental y espiritual. En su realización práctica la energía luminosa es movilizada y desarrollada en los niveles mentales con dinamización y proyecciones dirigidas en el físico con el uso de lámparas de colores y el aprovechamiento racionales de la luz solar y finalmente en el energético espiritual con las energías denominadas física espirituales a través de donaciones con las manos y proyecciones mentales donde se procura restablecer el equilibrio de los estados vibratorios de los sistemas integrales del ser humano
 

Crioterapia

Empleo de hielo como terapéutica así lo conceptúa Aurelio Buarque De Holanda Ferreira en su Nuevo Diccionario Básico de Lengua Portuguesa. La definición encuentra respaldo científico, pues notamos a través de muchas observaciones y estudios, que en la mayoría el frío terapéutico es muy benéfico en las dolencias, cuando es tratado con terapias complementarias aplicadas por profesionales médicos competentes.
     Recientemente encontramos investigaciones realizadas en el área deportiva, donde la crioterapia es usada en gran escala, en razón de las lesiones que ocurren en la practica de deportes considerados violentos que usan toda la capacidad de esfuerzo físico humano. La investigación muestra a la Medicina Nuclear explicando los beneficios de la Crioterapia y Termoterapia en el flujo sanguíneo y metabólico de algunas partes del cuerpo humano con lesiones de tejidos profundos, como huesos y articulaciones. Vemos en esta investigación la confirmación de lo que se aplica, donde el frío terapéutico es usado como conductor de fluidos y de magnetismo personal, de quien hace las aplicaciones fluidoterápicas hasta las partes del cuerpo que presentan desarrollo celular anormal.
    Cuando se aplica el frío terapéutico en la región afectada se busca el aislamiento del área en vista de la vasoconstricción y de la reducción de metabolismo en la región, en este instante la parte física interna puede ser alcanzada con mas facilidad de acceso pues los trazados energéticos del cuerpo físico, los meridianos, fluyen para la región en busca de reorganización del flujo energético paralizado por el frío que causo la vasoconstricción y este consecuentemente la baja metabolización.
    Así es posible llegar energéticamente al órgano interno afectado, por las interligaciones causadas por el frío aplicado. Por cuanto la aplicación de esta forma de crioterapia, es simple y de fácil entendimiento.
El cuerpo como un todo debe ser calentado a una temperatura de 50 grados centígrados, a través de un Horno Bier, el paciente debe ser acompañado por profesionales durante todo el período de aplicación. Cuando la temperatura del cuerpo es confirmada se aplica en la región predeterminada, cilindros de cobre conteniendo agua congelada y mantenida en un freezer, con temperatura de 12 grados centígrados negativos, las aplicaciones son intermitentes, para que el paciente no tenga daños en la piel o en el área aplicada. Durante el período de exposición al frió se nota la constricción de los tejidos y el paciente normalmente acusa que internamente también siente la misma sensación cerca del órgano direccionado. En esta fracción de segundo en que la temperatura baja los vasos se ligan y las células se unen es que hacemos llegar hasta donde deseamos los fluidos y las energías producidas fuera del ambiente del órgano enfermo. Esta terapia no es recomendada a los pacientes con problemas de coagulación sanguínea o procesos reumáticos, por el aumento de viscosidad del fluido sinovial causado por la aplicación, en estos casos son usadas otras terapias para lograr el objetivo deseado.
     Los diversos test  fueron realizados por el Núcleo Nossolar, de Brasil, con exámenes cintilográficos en los pacientes tratados, avalando las alteraciones del flujo sanguíneo y la actividad metabólica en las regiones aplicadas, también seguidas de diversas aplicaciones de cromoterapia y rastreamiento fotográfico con Cámara Kirlian, que registran parte de la materia física normal expuesta a la cámara y parte de la actividad etérica del organismo, que estuviera estimulada resonantemente, átomos del cuerpo físico con las aplicaciones energéticas

www.nahualkuma.com.ar